Skip to content

Más de 20 años de buenas historias

Érase una vez...

La pasión por el café guatemalteco – sus sabores y aromas – inspiran a una joven pareja de antigueños hace más de 20 años a convertir su sueño en realidad.

Como respuesta a la necesidad de un espacio con una atmósfera acogedora donde se pudiera degustar diferentes variedades de café guatemalteco, nace en una esquina de una casa antañona El Viejo Café.

Durante los primeros años era distinguido por ofrecer variedad de café de la región en un exquisito ambiente rodeado de piezas antiguas. Y con el transcurrir del tiempo pudieron ampliar la experiencia con diferentes productos de panadería artesanal francesa, servicio de restaurante y gelatos, todos elaborados con recetas originales hecho en casa y con ingredientes de excelente calidad, para así impactar positivamente en la salud de sus comensales.

Un camino largo llena de trabajo en equipo, esfuerzo y muchas historias divertidas, han forjado el trayecto de este negocio familiar.

Desde 1998

0
+ CLIENTES SATISFECHOS
0
+ CAFÉS SERVIDOS
0
+ PLATOS SERVIDOS

Nuestra Gente

Gracias a nuestra gente por el

trabajo en equipo,

compromiso, amabilidad, y

pasión por generar

experiencias inolvidables, es

que El Viejo Café continúa

haciendo a más clientes

sonreír.

Nuestros Insumos

Los ingredientes que se utilizan son

frescos, de alta calidad,

preseleccionados desde la granja

hasta su mesa, para poder así

impactar en un estilo de vida más

saludable para los consumidores.

Hecho en Casa

Todas las recetas originales

son elaboradas

artesanalmente en nuestra

casa.